Este jueves el Honorable Consejo Superior de la Universidad Nacional de Córdoba se manifestó contra la iniciativa del Gobierno nacional de penar el “adoctrinamiento ideológico” y de la implementación de un canal de denuncias.

En un hecho inédito en la historia argentina, por primera vez las universidades públicas ven peligrar su continuidad en el dictado de clases, ante el ajuste brutal del Gobierno contra la educación, la salud y las fuentes de trabajo vinculadas al Estado, donde el aumento de impuestos y servicios hacen que diferentes casas de estudio deban dar clases sin servicios básicos como la electricidad.

Clases públicas en la calle y abrazos simbólicos a edificios en repudio del drástico ajuste del Gobierno, intentar denunciar los pocos meses de funcionamiento que le quedan a las instituciones en caso que el Gobierno de Javier continúe con su plan de desfinanciamiento. En ese marco, el 23 de abril tendrá lugar la Marcha Federal Universitaria para visibilizar la situación de las universidades nacionales, que cuentan con el mismo presupuesto que en 2023, siendo que la inflación interanual supera el 270%.

Y como si fuera poco el vaciamiento, el Gobierno de Milei también arremete contra la libertad de expresión dentro de los claustros, tildando de «adoctrinamiento» toda idea o discurso que contradiga la visión de ultra derecha sostenida en su campaña y su gobierno, y ahora hecha política.

En relación a ello, este jueves el Honorable Consejo Superior de la UNC se manifestó en contra del proyecto de modificación de la Ley de Educación Nacional (art 11 y 126) que tienen como objetivo penar el “adoctrinamiento ideológico”; y la reciente publicación de la implementación de un canal de denuncias para exponer cuestiones de “adoctrinamiento” u “hostigamiento” en las universidades.

Frente a ello se ratificó el amplio reconocimiento a la autonomía universitaria, docencia libre y libertad de cátedra, la no discriminación por cuestiones políticas. “La Universidad garantiza en su ámbito el derecho de pensamiento y de opinión de sus miembros, quienes tendrán amplia libertad para la exposición de sus ideas”, expresa el art. 57° del Estatuto Universitario.

Es por ello que se ratifica el pleno respeto de los derechos a la libertad académica, la libertad de opinión y de expresión de todos/as los/as miembros de la Universidad Nacional de Córdoba, sus Unidades Académicas, incluidos los/as profesores/as, estudiantes, egresados/as, investigadores/as, el personal administrativo.