El Gobierno prepara un pase sanitario para eventos masivos y postergará el regreso de los vuelos directos desde África. «Diciembre será el mes de las segundas dosis», dijo Vizzotti.

La aparición de la nueva variante del coronavirus en Sudáfrica y la llegada de los primeros casos a Europa puso en alerta al Gobierno y, de la misma forma en que lo hacen los países más importantes del mundo, la Argentina comienza a tomar medida para amortiguar un posible desembarco de Ómicron.

La ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, encabezó una conferencia de prensa en la que detalló las estrategias que la cartera sanitaria propondrá para ser aplicadas en nuestro país a partir de los próximos días.

Una de las medidas más importantes es la propuesta de la aplicación de un pase sanitario para los eventos de mayor riesgo los que se realizan en espacios cerrados y aquellos que convocan grandes aglomeraciones, independientemente del espacio. Se aplicaría para todos los mayores de 13 años a partir de la aplicación Cuidar.

También se anunció que se profundizará el Plan Estratégico de Vacunación en todo el territorio nacional. «Diciembre va a ser el mes de las segundas dosis. Necesitamos que todas las personas que no completaron su esquema se acerquen. Estimamos que son alrededor de 7 millones de personas», explicó la ministra de Seguridad.

Por otra parte, Vizzotti también alertó respecto a la situación global en torno al reparto de vacunas, ante un panorama en que existen «seis veces más terceras dosis» aplicadas en los países desarrollados que «primeras dosis en países pobres» y convocó a las naciones del mundo a que ayuden a esos países en peores condiciones a terminar con esta inequidad.

La ministra de Salud anunció, además, que se van a «postergar vuelos directos con el continente africano» ante la aparición de una nueva variante del coronavirus en esa región que, dijo, «no hay que subestimar».

«La pandemia no terminó, debemos seguir cuidándonos. En Argentina estamos en una situación epidemiológica favorable, a pesar de tener 90% de circulación de variante Delta», dijo Vizzotti que espera que la estrategia sostenida sirva para que, en caso de ingresar al país, la variante surgida en Sudáfrica tenga el menor impacto posible.

«La variante B.1.1.529 fue notificada por primera vez por Sudáfrica el 24 de noviembre de 2021. Tiene un gran número de mutaciones, algunas de las cuales son preocupantes», indicó el grupo de expertos de la OMS encargado de monitorear la evolución del virus y que sumó a Ómicron a Alpha, Beta, Gamma y Delta en el listado de «preocupantes».