Los docentes provinciales pidieron por el adelanto de los aumentos salariales, la reapertura de la paritaria, la eliminación del diferimiento jubilatorio y la derogación de la Ley 10.694.

Miles de docentes activos y jubilados movilizaron este miércoles hacia la Legislatura Provincial y el Centro Cívico para reclamar el adelanto de los aumentos salariales, la reapertura de la paritaria, la eliminación del diferimiento jubilatorio y la derogación de la Ley 10.694.

Cerca del mediodía marcharon desde la sede sindical de UEPC hasta las inmediaciones de la Casa de Gobierno, fuertemente custodiada por personal de la Policía, en donde se manifestaron con un rotundo rechazo al «lamentable silencio del Gobierno de Córdoba». 

Frente al Panal, totalmente vallado y con presencia de cuerpos de infantería de la policía provincial, se realizó un acto en donde los docentes expresaron «la necesidad de que se adelanten los aumentos salariales previstos para abonarse en enero, debido a la fuerte caída del poder adquisitivo a raíz del incesante aumento del precio de los productos de la canasta básica». A su vez, se hizo hincapié en la derogación del diferimiento jubilatorio que, sumado al proceso inflacionario, perjudica gravemente a las y los compañeros jubilados.

“Nuestra intención es iniciar el ciclo lectivo 2022 sin conflictividad, pero también queremos un Gobierno que cuide la escuela, a los docentes, a los niños y jóvenes”, dijo el compañero secretario general Juan Monserrat.

«En esta jornada reclamamos en las calles y seguiremos exigiendo que, de una vez por todas, el Gobernador resuelva las injusticias manifiestas con todas y todos los docentes de nuestra provincia», aseguraron desde el gremio.