Movistar y Claro subirán un 10 por ciento sus servicios mientras que Personal lo hará en diciembre. El acumulado anual supera lo permitido por Enacom. Cómo sigue la pelea judicial

Las empresas de telefonía celular aumentarán hasta un 10 por ciento las tarifas de sus servicios en noviembre sin la autorización previa Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom).

De esta manera, el acumulado anual supera el ya alcanzado 49 por ciento de incremento, que a su vez está muy por encima del 21 por ciento permitido tras el descongelamiento de los precios.

El decreto 920/2020 definió a las telecomunicaciones como servicio público y dispuso la aprobación del ente regulador como condición para efectuar subas. Pero con la judicialización de la medida, varias compañías ya anunciaron sus aumentos, con los 30 días de anticipación obligatorios.

Movistar y Claro enviaron un mensaje de texto durante octubre a sus clientes que anticipa una apreciación del 9,8 por ciento en las tarifas de telefonía móvil. Personal, en cambio, lo hará desde diciembre.

La suba del último mes del año sí está autorizada. Será del 10 por ciento para pymes y cooperativas y menos porcentaje para las grandes firmas. Hasta el momento , las telefónicas acumulan incrementos de entre el 36 por ciento y el 50 por ciento para el caso de servicio prepago, de entre 45 y 49 por ciento para el servicio pospago, de entre 33 por ciento y 41 por ciento para el servicio mixto, de entre 27 y 44 por ciento para el servicio telefónico, y de entre 41 y 53 por ciento para la internet del hogar.

Sin embargo, en todos los casos el porcentaje aprobado por el Enacom fue mucho menor, entre el 16 y el 21 por ciento. Según detalló una fuente oficial al diario Ámbito Financiero, las empresas buscan empatarle a la inflación y recuperar lo perdido por el congelamiento. «Les pedimos que el 2020 lo pasen a pérdida, todos perdimos, y que no intenten recuperar en 2021. Igual, los balances les dan bien, porque ganaron por volumen, dado que la gente necesita conectividad”, indicó la fuente.