Las principales maniobras de evasión detectadas por la DGI en el operativo de inspección a frigoríficos están vinculadas a la compra de hacienda, venta de carnes al mercado interno y al exterior, operaciones con terceros que hacen uso de las instalaciones para faenar sus propios animales y en las condiciones laborales de sus empleados.

Este conjunto de irregularidades da la pauta de la existencia de un enorme circuito de operaciones ilegales, al cual no sería ajeno incluso la relación entre grandes frigoríficos y matarifes inscriptos pero a partir de datos falsos de sus supuestos responsables. La eliminación de controles y regulaciones en los últimos cuatro años dejó prácticamente desprovisto al Estado de herramientas de control, que paulatinamente se empiezan a recuperar.

Tampoco está absolutamente claro que existan los resortes para sancionar o imputar a los responsables de graves delitos fiscales, aunque el organismo fiscal llegue a demostrar la existencia de maniobras irregulares, como las que aquí se describen:

● Subfacturación de compras: Peso y precios declarados en la documentación por debajo de los valores vigentes en la plaza así como la declaración de compra de animales de menor valor a los que realmente se comercializan.

● Compras no declaradas: Operaciones con productores que no están registrados y operaciones con productores registrados que no son declaradas (animales que son movilizados formalmente pero que luego no figuran en las declaraciones).

● Utilización de facturas apócrifas: Operaciones con comprobantes apócrifos, compras a productores que desconocen la transacción (facturas duplicadas), facturación de servicios inexistentes para equilibrar débitos y créditos ante ventas de carne omitidas.

● Subfacturación de ventas: Operaciones facturadas a precios por debajo de los del mercado y/o con menores cantidades declaradas.

● Empleo no registrado: Informalidad y precarización en las distintas etapas de la cadena productiva. Pagos de complementos de salarios no registrados y subdeclaración de los horarios de trabajo.