El presidente Alberto Fernández remarcar este viernes que la necesidad de «integrar a la Argentina de la mejor manera posible». «No hay una Argentina central y otra periférica», destacó.

El presidente Alberto Fernández fue claro al remarcar este viernes la necesidad de «integrar a la Argentina de la mejor manera posible». «No hay una Argentina central y otra periférica. Somos un Gobierno nacional para un país federal», afirmó además durante una videoconferencia que se llevó a cabo desde la Residencia de Olivos, y donde anunció la reactivación de obras y la firma de convenios para otras nuevas para las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Tucumán, Chubut y Tierra del Fuego con una inversión de 31.000 millones de pesos.

El mandatario nacional señaló que el país fue construido de un modo desigual, inequitativo y desiquilibrado, y que ha generado el surgimiento de varias Argentinas. «Para muchos existe un país central, y una periferia en el sur y en el norte. Esas Argentinas periféricas fueron olvidadas durante mucho tiempo. No hay una Argentina central y otra periférica. El esfuerzo que tenemos que hacer todos es integrarla de la mejor forma posible», destacó.

«Vinimos a tranquilizar la economía y al país, pero no con discursos condescendientes sino con acciones equilibradas, para que allí donde haya desigualdad, aparezcan acciones que igualen«, sostuvo el mandatario nacional.

«Todas las políticas que tomamos no son en perjuicio de nadie. Son políticas en favor de la gente, en favor de las mayorías argentinas. Son argentinos que necesitan de esos recursos y del auxilio para poder avanzar», agregó.

En la jornada en la que se conmemora el día de los maestros y maestras, Fernández recordó a Domingo Faustino Sarmiento y aseguró que «fueron mucho más sus aciertos que sus errores vistos a través del paso del tiempo». «Junto con Alberdi, vislumbró la posibilidad de que la educación pública exista y se ocupó de fundar escuelas. Se ocupó de que en esa educación pública las diferencias no asomen. Por eso todos usan guardapolvo blanco», detalló.

Asimismo, dirigió un saludo a los maestros y maestras en su día: «Durante esta pandemia, han estado siempre, educando a la distancia. Han estado cerca cuando los necesitaron y entregaron alimentos cuando hizo falta. Son parte de los espacios que tenemos que revalorizar. Con el emblema de lo que tenemos que ser».

«Tenemos que ser una Argentina que le de educación a todos, oportunidades a todos. Mi palabra siempre fue construir un país federal con 24 gobernadores. Me alegra que estemos haciendo obras para quienes más lo necesitan (…) Cuando termine mi mandato quiero que la Argentina sea un país más igualitario», completó.