Covid-19: este lunes debuta la nueva etapa de «distanciamiento social»

523

El aislamiento social y obligatorio se aplicará por zonas, de acuerdo a los niveles de contagio de cada provincia. El 85% del país iniciará un nuevo periodo de flexibilización de las actividades.

Desde este lunes 8 de junio se pondrá en marcha una nueva etapa de la cuarentena en diferentes zonas del país que estará determinada por el debut de la nueva etapa de distanciamiento social, en medio de la pandemia por coronavirus que azota al país.

El aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto para enfrentar al Covid-19 continuará, hasta el 28 de junio, solamente en el 15% del país que posee circulación comunitaria del virus: Área Metropolitana de Buenos Aires (Ciudad de Buenos Aires y conurbano bonaerense), Chaco (con excepción del departamento de San Fernando), ciudad de Córdoba, y en algunas ciudades de las provincias de Río Negro y Chubut.

Mientras tanto en el resto de los distritos, comenzarán una etapa de distanciamiento social. Se trata de aquellos lugares sin transmisión comunitaria del virus, con sistema de salud adecuado para la demanda sanitaria y que cumplan con otros criterios epidemiológicos.

Los resultados que estamos obteniendo siguen siendo alentadores, y son producto del esfuerzo de todos los argentinos, de una sociedad que ha entendido el riesgo y se ha cuidado y se ha protegido”, afirmó el presidente Alberto Fernández en la conferencia de prensa que brindó el pasado jueves.

En las regiones que ingresen a la etapa de distanciamiento social, las personas podrán circular, trabajar y realizar sus actividades siempre y cuando guarden siempre dos metros de distancia con otra persona.

Del mismo modo, todas las actividades deben reorganizarse para garantizar la distancia social. Sigue siendo obligatorio el uso de tapabocas, y se recomienda una adecuada higiene de manos, respiratoria, la ventilación de ambientes y la desinfección de superficies. Además, en los lugares cerrados no se podrán reunir más de 10 personas y nunca superando la ocupación del 50 por ciento de la capacidad del lugar.

Continuarán las restricciones en todo el país para la realización de eventos en espacios públicos o privados de cualquier tipo con más de 10 personas; circulación de transporte público de pasajeros interurbano, interjurisdiccional e internacional, salvo para los casos de trabajadores y trabajadoras esenciales. No habrá apertura de cines, teatros, clubes y centros culturales; ni de la actividad turística y seguirá el impedimento para el ingreso de extranjeros.

Desde el Estado, continuará además la ayuda a distintos sectores para «sobrellevar» los efectos económicos y sociales de la pandemia, a lo que se destina el 2,6 por ciento del PBI, en los distintos tipos de medidas de contención, como el IFE (Ingreso Familiar de Emergencia) , la AUH (Asignación Universal por Hijo) y los ATP (Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción), entre otros.