Sebastián Yatra dio un contundente show en el cierre del Festival de Villa María. Antes, Los Caligaris convirtieron el Anfiteatro

familias y jóvenes fueron el público mayoritario este martes, en la última noche del Festival de Peñas de Villa María. El cierre con Sebastián Yatra era lo más esperado de la noche y la ausencia de Jimena Barón lo más comentado.

La empresa que representa a la cantante había comunicado que J Mena suspendería sus próximos shows, entre ellos el del festival de Villa María, porque no se sentía “emocionalmente en condiciones de realizar los shows”.

El origen del mal momento de la cantante fue la polémica que se originó en torno a la manera en que promocionó su nueva canción: con un afiche que imita a los avisos de prostitutas que se suelen ver en la calle.

Para ocupar el lugar que dejó Jimena Barón en la grilla, la organización sumó a Los Caligaris. Una incorporación de último momento que bien podría haber estado desde el comienzo, porque siempre que la banda cordobesa pisa un escenario la fiesta está asegurada. Y eso pasó el martes en el Anfiteatro de Villa María.

en una fiesta monumental. Las entradas se agotaron en todas las fechas del evento.

Comienzos

Pero antes de Los Caligaris fue el turno de MyA. El dúo de pop urbano formado por Maxi Espíndola y Agus Bernasconi apareció en el escenario y los gritos inundaron el lugar, que ya estaba repleto.

Aunque uno es tucumano y el otro es cordobés, tanto para hablar como para cantar, los artistas no tienen acento que los asocie a sus provincias. Suenan más cerca al español de Centroamérica, pero a la vez con cierta neutralidad.

Maxi y Agus repasaron los temas de su único disco hasta el momento, Hoy, y todo se vino abajo cuando interpretaron los hits Te olvidaréDía y noche y Amor prohibido.

Con una gran apuesta por las redes sociales y por YouTube, plataformas que fueron cruciales en su popularidad, era difícil imaginar cómo sería MyA en vivo.

Lo cierto es que el dúo se manejó con soltura y dio un show redondo, plagado de canciones pegadizas y en constante intercambio con el público más joven.